v7.0

¿POR QUÉ NO DEBERÍAS MATAR NUNCA UNA ARAÑA?


Además de por su aspecto, la mayoría de la gente teme a las arañas por una razón específica: su mordedura. Si no estás seguro del tipo de araña, siempre existe la posibilidad de que sea venenosa. Sin embargo, sólo alrededor del 10% de las picaduras de araña provocan algún tipo de problema en la piel. Este tipo de problemas no lo provocan las inocentes arañas marrones que tienen su hogar en tu casa. De hecho, es bastante difícil que una araña como esa te muerda.

Llegados a este punto, ¿por qué siempre el primer impulso es matar las arañas?

Hoy aprenderemos como las arañas pueden ayudarnos más que dañarnos. Recuerda que las arañas son depredadores naturales, pueden ayudar a controlar las plagas que puedes tener en tu casa.

Estas plagas domésticas de las que hablamos no son sólo las moscas, lo que es un error común. Las arañas también cazan insectos portadores de enfermedades. Van a por esas desagradables plagas de interior como cucarachas, mosquitos e incluso polillas en la ropa. Cuanto más cuides las arañas de tu casa, menos mosquitos tendrás volando por tu habitación.
 
Las especies típicas de arañas domésticas incluyen las de patas largas, Pholcus phalangioides, las arañas comunes (parasteatoda tepidariorioum) o las arañas ermitañas pardas (loxosceles reclusa). Estas arañas harán sus telarañas donde tengan su fuente de alimento. Así que si ves una araña en su telaraña, déjala en paz. Seguro que están en el lugar donde se estén los bichos, ¡así que se desharán de ellos por ti!

No mates arañas.
Obviamente, no es agradable dejar a las arañas vagar por tu casa. Si no soportas tener una araña en casa, no la mates. Si puedes, captúrala con un frasco de vidrio y suéltala en un parque o jardín. Encontrará otro lugar donde hacer su telaraña y seguirá cazando los insectos que también temes.

Las arañas son criaturas únicas que siempre querrás tener en casa.

FUENTE: ECOINVENTOS




Publicar un comentario

0 Comentarios

Recomendadas...